Sólo para los auténticos aventureros en Ecuador la Isla Puná

La isla Puná es una isla del cantón Guayaquil en Ecuador. Tiene casi 1000 km2 de extensión, situada en el golfo de Guayaquil. Es una isla pintoresca de pescadores y recolectores de conchas. La isla tiene recorridos y lugares turísticos como la Isla de los Pájaros, Bellavista, Estero de Cauchice y Estero de Boca, destinos todos a los que se llega en lancha partiendo desde el puerto de Guayaquil. Sin embargo hay una “isla Puná” distinta, que podemos conocer.

Isla Puna

A la isla podemos llegar a través del puerto de Balao, puerto petrolero por excelencia. Llegamos al puerto desde el cantón Naranjal. El recorrido dura una hora y media y se pueden ver a los costados del camino, plantaciones de bananos (plátanos, bananas) uno de los pocos medios de subsistencia para los pobladores. No hay tours programados, pero los trabajadores de las plantaciones siempre están dispuestos a llevarnos a recorrerlos.

No hay lanchas de pasajeros para ir a la isla, pero sí, lanchas pequeñas como la del lechero, que salen a las 4 o 5 de la mañana y si tienen lugar siempre están dispuestos a llevarnos. Uno puede quedarse en pequeñas hosterías, hasta conseguir la lancha que sale casi todos los días. Un espectáculo aparte es este recorrido que dura 1 hora y 15 minutos y se llega al amanecer. La primera media hora se navega muy cerca de la costa, hasta que se va abriendo paso a través del inmenso océano pacífico.

Llegamos al casco de la Isla, llamado Puná Vieja, que la forman dos barrios, Puná y Barrio Lindo, separados por un pequeño puente. Allí la gente nos cuenta la historia que a la llegada de los españoles, los nativos eran los indios punaes, puná o tumbes, que tenían una lengua diferenciada de otras tribus vecinas. Allí llegó el conquistador Francisco Pizarro.

Allí en Puná, se puede ver realmente como viven los pobladores, una vida dedicada a la pesca. Los lugareños salen de madrugada a pescar, pescados, camarones, y cangrejos, que luego venden en Guayaquil. Se pueden saborear ricas frutas tropicales, como el mango, el zapote, la chirimoya y muchas otras.

la Isla Puna

Algo pintoresco es que el agua la traen en barco, pero existe un pozo, llamado el Pozo de la Virgen, del cual se abastece casi toda la población. Los más antiguos cuentan que hace muchos años, hubo una sequía muy importante y necesitaban agua. La isla posee una Iglesia de la Santa Cruz, cuya fiesta Patronal la celebran el 3 de mayo y el 2 de septiembre, por su Patrona, la Virgen de la Merced. En esos días de sequía sacaron la Imagen de la Virgen a la calle, fueron hasta el pozo y le pidieron que intercediera por ellos, desde entonces, nunca se ha secado y ha abastecido de agua a toda la población.

En la costa se pueden ver algunos barcos “anclados en el tiempo”. Se puede llegar caminando, a recintos cercanos como Zapote y Puerto Zapote, media hora caminando o en lancha a muchos otros lugares de la isla.

Una aventura distinta, sin hoteles cómodos o transportes turísticos guiados con horarios de salida y llegada…sólo para aventureros.

Related posts:

  1. Janitzio la isla del lago de Pátzcuaro
  2. Isla Galápagos desde el centro del mundo
  3. Mauricio – Viajes a la Isla
  4. Que visitar en la Isla de Lanzarote
  5. Ibiza: “La isla de entretenimiento”